Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español

Angeles

Autor: Loka Chan

[Reviews - 3]  

LISTA DE CAPITULOS
- Tamaño del texto +

Notas del fanfic:

Bien este era un oneshot para participar en el concurso de "Pervy Bunny Stories" pero no lo termine a tiempo, de todas maneras quiero dedicarselo a Minanami, siempre influye en mis dias que no deben ser pervert.

Lean y perdonen las faltas de ortografia. 

En la vida hay muchas razones para pelear y enojarse, es curioso como una simple criatura como un conejo haya unido a un par de desconocidos y transformado en enamorados.

Taemin y Minho se conocieron cuando ambos hacian labores humanitarias, este era un simple pretexto para usar su tiempo en algo bueno; los dos buscaban un consuelo por que ambos habian tenido perdidas y no deseaban seguir hundiéndose en la tristeza.

Taemin, alto, demasiado delgado, cabello rubio no llegaba ni a los hombros, labios carnosos y rosados, ojos café y pequeños, piel blanca; Su personalidad es tímida y un poco antipático, siempre a la defensiva, desconfiado pero con un corazón enorme, perdió a su padre y madre a causa de un conductor ebrio que conducía a exceso de velocidad cuando sólo tenía 18 años, quedó sólo en el mundo, su familia vivía al otro lado del mundo y no tenía hermanos.

Minho, demasiado alto, musculoso, cabello castaño y quebrado, labios gruesos, ojos color chocolate y para ser asiático demasiado grandes, piel clara un poco quemada por el sol; Su personalidad era segura, agradable, imponente, orgulloso y muy egocéntrico, ahora no es ni una mugrosa sombra de lo que era, había perdido a su pareja, una mujer hermosa que había sido arrebatada de su lado por un cáncer brutal, Minho a sus 26 años deseaba más que otra cosa no seguir a base de antidepresivos.

Su historia comenzo cuando coincidieron en una fundacion en contra del matrato animal, a ambos le llamo la atencion un conejillo negro manchado de blanco con los ojos más grandes que habían visto, incluso más que los de Minho, a pesar de ser un refugio animal era el único conejo que había ahí,ambos lo vieron de lejos y decidieron acercarse, cuando estaban frente a él a punto de tomarlo en sus manos se miraron y entendieron que algo nuevo se avecinaba para ellos.

Minho le dirigió una mirada asesina, mientras Taemin bajo la mirada mirando al pequeño conejillo y se dio cuenta que tenía los grandes ojos llorosos.

-Míralo y si me dices que notas lo mismo que yo probablemente te lo deje- Taemin pronunció las primeras palabras pero ni siquiera miro al más alto.

Minho lo observó detenidamente y vio su patita de atrás lastimada, desvió su mirada a la cabeza del animalito y su oreja también estaba lastimada, pero lo que más le llamó la atención fueron sus grandes ojos llenos de la misma tristeza que el había padecido, observó a Taemin y esa misma tristeza la vio reflejada en el.

Taemin sollozaba en silencio, también lo había notado, la tristeza en los ojos de Minho y el pequeño animalito.

-Sus... Sus ojos son tristes al igual que los tuyos-

Taemin se sorprendió por la respuesta del alto, pero sentía tanta confianza que decidió atacar de la misma manera.

-Y que me dices de la tristeza de tus ojos-

Minho bajo la mirada e inmediatamente se colocó sus lentes oscuros

-Si escondes tu tristeza tras esos cristales oscuros quien se va a enamorar de tus ojos- suspiro pesadamente acariciando la cabeza del conejillo -Eso me lo dijo un buen amigo y ahora estás enamorandote de mis ojos-

Minho se sonrojo un poquito y Taemin sólo esbozó una pequeña sonrisa; Era la primera sonrisa desde la muerte de sus padres.

-Se durmió- Comentó Minho -Decía una amiga que cuando tienes mano para dormir a los animales es por que serás un gran padre-

-Y por que nunca podré tener hijos lo adoptare- El rubio camino al registro con el pequeño animalito dormido en sus manos.

-Alto ahí- Minho le tomo el hombro -Tu no te llevas a ese conejo, yo lo adoptare-

La voz de Minho era segura por primera vez; Minho era demasiado inseguro después de la muerte de su pareja.

-¿Quien me lo va a impedir?- lo miro de pies a cabeza

-Yo, yo lo quiero-

-Yo también así que buscate otro-

-Yo quiero ese- señaló al conejito en las manos de Taemin

-Por que no hacemos algo- propuso Taemin -Yo lo adoptó y tu adoptas una rana, mira que se parecen-

Minho fruncio el ceño y pensó como en ese cuerpecito había tanta maldad, sonrió con suavidad.

-¿Como te llamas?- pregunto el Rubio

-Minho, Choi Minho- le extendió la mano -¿y tu?-

-Lee Taemin- tomo la mano del más alto -¿También haces servicio voluntario a la Fundación?-

-Si, ¿soy muy grande para hacerlo?-

-No, no eres mucho más grande que yo-

-¿Que edad tienes Hyung?-

-Te sorprenderás- sonrió de lado y suspiro -Tengo 26-

La boca de Taemin se hizo una perfecta O.

-Si eres bastante grande- Yo apenas llegaré a los 20-

-Tú eres demasiado pequeño- sintieron una sensación extraña recorrer su anatomía cuando sus ojos se conectaron

-¿Te puedo invitar un chocolate caliente?-

-Me encantaría- dejó al pequeño conejo en la caja donde se encontraba y salió con Minho -Te dejaré invitarme a mi lugar favorito-

Sonrieron, este día estaba siendo muy extraño, muchas sonrisas, nada de lágrimas o lamentos, ambos se sentían bien en compañía del otro.

Los días seguían pasando, la convivencia entre ellos cada vez se hacía más amena, ya no se echaban en cara sus errores o su pasado, ninguno de los dos adoptó al conejito, per todos los días iban a visitarlo.

-Minho apurate a pintar eso-

-Ya voy, lo hago con mis ocho manos-

Taemin río a carcajada limpia, hace mucho se había acostumbrado a hacerlo con gente presente.

Salieron del Teatro que estaban remodelado literalmente corriendo, el refugio de animales cerraba a las seis y ellos debían llegar al menos con 10 minutos de anticipación, para jugar y alimentar a "Minnah" así se llamaba el conejillo, ellos al ser los únicos que lo visitaban les dieron la autorización de bautizarlo como quisieran.

-Llegamos Jessica nonna- anunció Taemin recargandose en sus rodillas recuperando el aliento

-Bienvenidos- hizo una pequeña sonrisa, no le agradaba para nada que Taemin estuviera cerca de Minho

-¿Podemos ver a Minnah?- seco, frío y sin interés, así sonaba la voz de Minho dirigida a Jessica, no le desagradaba ella, le desagradaba lo grosera que era con Taemin.

Hoy como todos los días ayudaban a Jessica a limpiar y cerrar el refugio, pero como siempre el que más ayudaba era Taemin.

Jessica lo mandaba a todo mientras ella se quedaba sentada revisando quien sabe que en la recepción y a Minho simplemente lo mandaba a la bodega de alimentos a contabilizar lo que ya estaba contabilizado.

Minho acabó antes de tiempo, sólo era necesario restar al inventario de ayer lo que había usado durante el día.

-Ayudare a Taemin- anunció caminando hacia Taemin, pero Jessica lo cogió del brazo e hizo que quedarán frente a frente.

-Taemin puede sólo- anuncio la rubia paso su mano por el cuello del alto -Yo necesito ayuda-

Minho se imagino que tipo de ayuda y un escalofrío le recorrió la espalda.

Minho la tomo de la cintura y la subió a una pequeña mesa que había ahí, le acarició la espalda y le susurró al oído "Después de la muerte de mi esposa me volví gay".

Y la dejó ahí sentada, shockeada y de mal humor, cuando se dio la vuelta encontró a Taemin con los ojos abiertos.

-No es lo que piensas Taem-

-No importa Hyung, no debi molestar- Se dio la vuelta y salió corriendo del local, sus lágrimas corrían sin cesar por sus mejillas y su respiración se aceleraba más.

-TAEMIN- gritó Minho al ver como iba corriendo el menor

Taemin por instinto de detuvo, per no volteó, se veía bastante ridículo estar así por una tontería.

-Perdón Hyung no debí haber interrumpido su momento-

-No interrumpidas nada- lo tomo por los hombros y lo abrazo, no sabía que le pasaba en ese instante, su corazón no latía tan rápido desde Sulli

-Pero tu y Jessica nonna estaban en su momento de confesiones e intimidad y yo interrumpi-

-Jessica se me confesó, pero yo no puedo corresponder sus sentimientos- sé aferró más a su abrazo

-Amas aún a Sulli-

-Por supuesto que la amo, ella era mi todo, ella me hacía una mejor persona-

-Piensas volver a enamorarte, casarte y tener bebés-

-Si pienso volver a enamorarme- su cuerpo se tenso -Pero no de Jessica- su cuerpo se relajó -Pienso casarme, pero tener hijos no creo-

-¿Por que no puede Hyung?-

-Un día lo sabrás-

Si, efectivamente Minho se había dado cuenta que estaba enamorado de Taemin como lo estuvo una vez de Sulli.

-Vamos a ver una peli a mi casa y comer golosinas-

-Si Hyung, si quiero-

Taemin inconscientemente se estaba enamorando de Minho, Minho le daba todo el cariño y amor que nunca recibió de sus difuntos padres o de los familiares que alguna vez cuidaron de el.

El tiempo corre, el tiempo nunca se detiene y los sentimientos no pararon, sus corazones latian como locos cada que se acercaban.

Las salidas se hacían más frecuentes, los constantes abrazos y besos de saludo o despedida se hacían más prolongados.

-Minho, quiero proponerte algo-

-¿Que es pequeño?-

Estaban sentados en la cafetería de siempre, como siempre que terminaba de hacer obras de beneficencia.

-Quiero que adoptes a Minnah y la cuides en tu casa así yo iría a verla y ella ya no estaría tan solitaria en el refugio-

-Dejaras que yo sea el que adopte a Minnah-

-No hay mejor persona que tu Hyung- suspiro hundiendo su labio superior en el espumoso chocolate.

A Minho ese gesto fue el más inocente, sensual y maduro que había visto en Taemin.

-Me pasas una servilleta para limpiarme por favor-

Agarró la servilleta que se encontraba en la mesita y la iba a pasar por el philtrum de Taemin cuando sus impulsos pudieron más que el.

Lo beso, violó la casta boca de Taemin.

Se separaron bruscamente y los ojos de Taemin se iluminaron, pero instantáneamente se llenaron de lágrimas.

-¿Por que lo hiciste Hyung?- hipaba dentro del llanto

-Perdóname, no pude contenerme-

-No quiero que lo vuelvas a hacer- paró su llanto -No quiero que juegues con mi corazón- se levantó de su lugar y se dirigió a la salida -Nos vemos mañana-

Salió del establecimiento y corrió hasta que sus pulmones reclamaban aire, sus lágrimas volvieron a bajar por sus mejillas.

No podía pasarle esto a él, no podía, simplemente enamorarse de Minho y el lo besara por sus impulsos, no por que lo sintiera.

Llegó a un parque, estaba abandonado, no sólo por que ya era tarde si no por que todo alrededor eran fábricas, era normal que en Seúl hubiera tantas fábricas y edificios.

Se sentó en los columpios abandonados y oxidados por el tiempo y la lluvia, las lágrimas corrían por sus mejillas.

Lloro todo lo que sus ojos le permitieron, camino al pequeño departamento que alquilaba, su mente era un caos, no quería ver a la porquería de Minho, le dolía demasiado.

Notas finales:

Espero que les haya gustado sobre todo si lo leyo Minanami que le haya gustado, es un pequeño regalo de una simple fan sin mucho talento.

Disculpen las faltas de ortografia, ya se que soy pesima, en breve subire la segunda parte.

Dejenme un Review para ver si les gusto o no (:

Visiten mi pagina ahi aviso cositas. Entre Lineas~

Loading...



Introduzca el código de seguridad que aparece debajo: