Login
Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español

Te amo por Lee Jo Ka Eun

[Reviews - 3]   LISTA DE CAPITULOS
- Tamaño del texto +

Notas del fanfic:

Disclaimer:los personajes pertenecen a JKR y todos aquellos que compraron sus derechos.

La historia no es de mi propiedad,la historia verdadera se llama Una conversación con la muerte,pero obviamente le cambié la gran mayoría

Notas del capitulo:

hace ya mucho que ni subo ni actualizo,pero mi hermana:Jo E Annmin,necesitaba el ordenador y la tablet para subir los suyos,pero aquí vuelvo con este one-shot

''Tengo un presentimiento,como en todas las letras de las canciones tristes.De ninguna manera,esto no puede ser,esto no será...Oh esto no debería ser,tu me estas dejando ahora,tu corazón se va,tu cuerpo se va...''

Donn't say goodbye-Davichi

 

La noche estab fría y oscura,afuera,en la calle llovía a cantaros.

El rubio hombre,segundo dueño de aquella mansión,disfrutaba de una taza de café sentado en su sillón favorito de la sala de estudio.

Su familia dormía,sus dos hijos dormían en la misma habitación en el piso de arriba de donde el estaba y su esposo,dormía placidamente en la cama matrimonial.El aún no se había acostado,reflexionaba sobre la vida y,sin que se diera cuenta,las tres de la mañana se hicieron presentes.

Llevó su taza hasta el lavaplatos y abrió la nevera para prepararse algo para comer,cuando la cerró,vió a alguien junto a el,la presencia se le hacía conocida,la misma que sintió cuando supo que Voldemort había muerto,aquella figura tan pálida,delgada y de ojos amarillos,nunca había olvidado esa presencia,una vieja amiga,que estuvo con el desde que era pequeño,su figura cambiaba,con forme la edad de el cambiaba,aquella vieja amiga que alguna vez consideró como una hermana,aquella mujer tan fría pero,a la vez bondadosa,aquella mujer,a la que la gente temía y le llamaban La Muerte.

-¿Sabes a que he venido?-su voz sonaba ronca,gutural y de ultratumba,resonó por las cuatro paredes de aquella extensa cocina.

Draco asintió y dijo:

-si,lo sé,mi hora ha llegado.

Confundida,La muerte ante la calma del menor,no pudo evitar preguntar:

-¿No vas a llorar? todos lo hacen,se ponen de rodillas me ruegan y suplican por otra oportunidad, prometiendo ser personas mejores, y tu aceptas mi llegada con mucha tranquilidad.

-¿De que serviría?-dijo el rubio-no me darías otra oportunidad,puesto que solo haces tu trabajo y como bien sabes,los Malfoy nunca lo hacemos.

La muerte acarició un cabello rubio platinado,que le caía hacía los ojos,el heredero de Malfoy manor,pudo reconocer detrás de esos ojos color dorado,los que antaño fueron de un azul celeste,aquellos ojos que,cuando de pequeño,las pesadillas lo asaltaban,era lo único que le daban calor y los protegían,aquella vieja amiga,que un día desapareció,fue ahí,cuando el supo,que tardaría mucho en verla,pero no fue así,ocho años después la volvió a ver y ahora,11 años después de esos ocho,volvía a estar frente de el,aquella mujer,que se llevó sus pesadillas y tiempo después lo más parecido a un padre que tuvo.

-tienes razón,yo solo hago mi trabajo-dijo la muerte.

-¿Puedo despedirme de mi familia?-preguntó Draco,mientras un destello de tristeza se reflejaba en sus ojos y albergando la esperanza de recibir un Si.

-tú has dicho que solo hago mi trabajo-dijo la Muerte retirando la mano del cabello del rubio-yo no escojo la hora,ni el lugar y si nos ponemos,no entiendo,ni los motivos.

-lo siento-dijo Draco bajando la mirada.

-no tienes porque disculparte,poca gente piensa en su familia antes de hacerlo,pero cuando les llega el momento,todos piden lo mismo.

-no lo entiendes...-dijo Draco para seguir explicando-sabes que yo nunca llegue a tener un padre,y,cuando empezé a considerar a Severus como tal,lo alejaste de mi lado y fue grande mi sufriiento,tu lo viste,rondas a Harry la mayoría de las veces,pero mi hija pequeña tiene 4 años,al menos dejame decirle cuanto la quiero.

-creo que tuviste mucho tiempo para decirle a tu hija cuanto sientes por ella,fiestas,reuniones,¿Y por qué solo quieres despedirte de ella?

-mis hijos mayores no lo creerían,saben como soy y mi esposo...llevo mucho tiempo sin decirselo...si es que alguna vez se lo dije.

-bueno tenemeos que irnos y además,¿No te parece un poco tarde para esa reflexión?-dijo intentando tocar un hombro del más alto.

Ambos salieron a la calle en donde les esperaba un tren con todas las luces apagadas,solamente estaban encendidas en el vagón en el que entraron y se sentaron.

-no sé cuanto durará este viaje,pero te propongo que juguemos una partida de ajedrez,para ''matar'' el tiempo,ya sabes-dijo La Muerte.

-de acuerdo-dijo el rubio,sin saber exactamente cuanto tiempo le quedaba.

-¿le importa si me pongo cómoda?

El rubio negó

La mujer se quitó la negra capa que llevaba puesta,dejando al descubierto la extrema delgadez y huesuda piel de la mayor,que poco a poco fue tomando un color má normal,el cuerpo fue tomando curvas y empezó a engordar,no mucho,pero lo suficiente,le empezó a crecer el pelo negro azabache que antaño,Draco había peindao tantas veces y sus ojos,sus ojos amarillos,poco a poco fueron recobrando el blanco,el iris azul celeste y la pupila negro carbón de antaño,se volvió a colocar la túnica que se convirtió en un pantalón gris pittillo muggle y una camisa blanca.

-¿Y a que te dedicas?-su voz cambió radicalmente a una más melodiosa y tranquila que la de cuando estaban en la mansión Potter-Malfoy.

-soy...bueno...yo me encargo de Malfoy Manor y bueno eso...

-¿Empresario?

-algo parecido-contestó Draco sentándose enfrente la mujer.

-¿te encargas de administrar el dinero y las demás cosas de las dos familias?

-si,algo así-contestó el rubio.

-eso es lo que no entiendo-declaró la morena mujer.

-¿qué es lo que no entiendes?

-Draco,cariño,no lo entiendo-dijo con toda familiaridad del mundo.

-Cristell,explícate-contestó el rubio comiéndole una ficha a la mujer.

-no entiendo,lo que nunca he entendido,lo que cada vez que desaparecía cuando eramos pequeños no llegué a entender,lo mismo que te preguntaba todas las noches cuando llegaba al mes de desaparecer,cada vez que tus sueños se convertían en pesadillas y te afectaban,vosotros teniendo tantas cosas buenas e interesantes por hacer,se encierran en los trabajos,en uno mismo y se olvidan de lo que los demás sienten,se vuelven egoístas,groseros y hasta violentos;pero cuando los visitaba...semostraban ternura,humillación,tristeza,miedo y amor,Draco,el amor no es una cosa y es el motor del corazón,no puedes dejar que se resequé,que los malos momentos te llenen el corazón y hagan que se convierta en negro,que por perder a una persona,ya no saben como querer a los demás,he visto a miles de personas llorando,pero a quien he querido ver llorar,aún que fuera una vez-soltó un suspiro que llegó a Draco como algo helado,es frío que sientes cuando te dan las ganas de comer un hielo-no lo ha hecho.

-yo soy un simple peón-continuó diciendo Cristell-haciendo lo que debo hacer y nada más,mientras que ustedes son dueños de su propia vida,con la capacidad de decir lo que hacen con ella y lo único que hacen es desperdiciarla.

-de pequeño,te creía la niña o chica más fuerte y valiente,con capacidad de poder hacer lo que quisieras sin importar el resto-rió sarcasticamente-y cuando te fuiste,que aprendí lo que eras,empezé a pensar que eras despreciable,cruel y hasta mala persona,pero ahora en esto,aprendí que ninguna de mis dos versiones son ciertas.

-nada es lo que parece amor-dijo sonriendo de medio lado-deberías saberlo tu,mejor que nadie.

El silencio reinó por unos minutos,mientras que el rubio ponía en Jaque a la muerte en su próximo movimiento.

-Jaque mate-dijo viendo,como la pequeña figura del rey de su vieja amiga,se rompía en mil y un pedazos.

-felicidades-dijo la mujer sonriente.

-es una pena,no sirve de nada-dijo Draco y continuó hablando-no me importaba ganar,de todos modos estoy aquí,y,un simple juego de ajedrez no aleja mis pensamientos de mi familia;mi esposo y mis hijos,creo...-sonrió otra vez sarxcásicamente-que echó de menos hasta a Winky y Desny.

-¿Quieres mucho a Potter?

-con toda mi alma,Cristell,con toda mi alma,desde la primera vez que lo ví.

-¿Cuántas veces se lo has dicho?

-ninguna-contestó cabizbajo.

-¿Por qué?

-deberías saberlo,al final,nunca te fuiste de mi lado,siempre te he visto escondida,cada vez que acompaba a Harry hasta el trabajo,a los niños al colegio,incluso...cuando acompañamos a James a la estación 9 y 3/4.

Las lágrimas brotaron de los ojos color plata del rubio,que cubrió su rostro con las dos manos intentando que no se vieran y mientras el sollozaba en silencio,La Muerte,que volvió a aquella figura tan rígida y con su mano temblorosa y frígida le acarició al rubio el pelo para intentar calmar sus sollozos y exclamó:

-por fin  llegamos-dijo sonriendo de medio lado.

Draco se resignó,pero al quitar las manos de su rostro y abrir nuevamente los ojos,estaba de nuevo en su viejo sillón,pero...eran las 6 de la mañana.

En vez de gritar y exclamar un alege ¡Esto vivo! como hubiera hecho la mayoría de las personas,salió al patio y en una voz bajita dijo:''no voy a dar gracias a Merlín,ni a Morgana,ni a Dios,solo quiero darte las gracias a ti,vieja amiga''una imagén borrosa,estaba detrás de unos peueños matorrales,que asintió cuando el rubio terminó ''solo gracias a ti Cristell'' dió media vuelta y entró en la casa,la hermosa mujer de tez de ultratumba,con su pelo negro azabache y sus ojos azul celeste mirando con tristeza a su amigo entrar en la casa dijo:''tu eres el único que lo ha conseguido,cariño,el único que ha hecho que el tren paré en el mismo lugar,donde empezó el trayecto,el único lo suficientemente valiente,como para afrontar la muerte...desde pequeño'' susurró,la imagen de de La Muerte volvió a aparecer,para luego,marcharse con el aire.

Cuando entró en la casa,se dirigió a la habitación compartida con su esposo y le dió un casto beso,haciendo que,con ese pequeño roce,harry abriera los ojos.

-¿Qué pasa?-preguntó somnoliento.

-Harry,amor...sabes que aún que no te lo diga,te amo con toda mi alma,¿Verdad?-el ojiverde lo miró interrogativo y luego sonrió.

-si lo sé.

-nunca lo olvides-Harry lo abrazó.

Cuando se volvió a quedar dormido,salió y se dirigió al cuarto de la pequeña Lily.

-¿papá?-susurró la pequeña,al oir ruido en su habitación.

-duerme princesa,aún es muy temprano-le dió un beso en la frente y se fue.

Después,entró al cuarto de sus hijos,donde ''raramente'' habían juntado las camas y dormían los dos,James y Scorpius,el primero pareciendo que aún dormido,quería proteger a su pequeño hermano.

-despertar,es domingo-dijo con su voz normal.

-¿Papá,nos despiertas para decirnos que es domingo?-preguntó James mirando fijamente al mayor,con sus orbes verdes y grises.

-no,os despierto para deciros cuanto os quiero.

-papá-dijo Scorpius,sentándose de rodillas en la cama y colgándose en el cuello del rubio para luego darle un beso en la mejilla-duerme un rato aquí porfa...-dijo haciendo un lindo puchero que a Draco le recordó mucho a su morena locura.

-y dejanos dormir-sentenció James dejando un hueco entre el medio de su hermano y el para que se acostara su padre.

Draco hizo caso a sus hijos,y se acostó en medio de sus hijos y así,fue como los encontraron Lily y harry antes de unirse a ellos por la mañana.

 

''No esperes tener que vencer a la muerte en un partido de ajedrez,para decirle a tu familia cuanto la amas''

Notas finales:

y ahí está,besosss,espero vuestros RW


Si quieres dejar un comentario al autor debes login (registrase).