Login
Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español

The sunlit day and the moon II por Abadon007

[Reviews - 8]   LISTA DE CAPITULOS
- Tamaño del texto +

Notas del capitulo:

Bruce observa que el resto esta aun en shock, los presentes reaccionan por esa mirada azul penetrante, si no fuera por la falta de memoria, dirían que Batman los está analizando, pero no es así, el Wayne mayor sonríe para ellos, relajando un poco el ambiente, logrando así que Cassandra con su silenciosa forma de ser se aproxime a él, otorgándole otro afectuoso abrazo. 

Familia

Para empezar, el mayor no sabe de qué hablar, los observa, a cada uno con su grupo o hermano preferido, el segundo de ellos, el que se mira agresivo y rebelde es quien está a su lado, sin alejarse un instante, como temiendo que fuera a desaparecer, permanece a su izquierda sin disimular ese miedo.
—Jasón...
El mencionado reacciona, pero más que incomodarse de que se den cuenta de que no le ha quitado la vista de encima, pregunta preocupado a su tutor. 
— ¿Qué sucede viejo? ¿Te sientes mal? ¿Quieres algo? 
Damián hace su característico gesto de fastidio, Grayson le parece tierno que Jay esté muy atento, las chicas al igual que Luke sonríen por esa reacción del segundo Robín. Bruce sonríe ante la confianza que  sus hijos le otorgan, así que hace algo que jamás hizo, alza su mano en la cabeza del joven mercenario, con afecto alborota el cabello, logrando que el mencionado se quede de piedra y rojo como un tomate. 
—Tranquilo Jay, estoy bien, agradezco tu atención.

Alfred había llevado unos cuantos bocadillos a la biblioteca donde  están reunidos, al ver la escena nota la incomodidad del menor, y no porque no le agrade esa muestra de afecto, sino como a todos, porque lo cierto es que todos se quedaron estupefactos ante esa muestra de afecto paterno hacia el mercenario, que es el que más líos le causa al mentor.

—Joven Jasón no me molestaría su ayuda…

Esta vez se puede decir que Jasón fue más rápido que Flash.

— Si Alfred…

Bruce observa que el resto esta aun en shock, los presentes reaccionan por esa mirada azul penetrante, si no fuera por la falta de memoria, dirían que Batman los está analizando, pero no es así, el Wayne mayor sonríe para ellos, relajando un poco el ambiente, logrando así que Cassandra con su silenciosa forma de ser se aproxime a él, otorgándole otro afectuoso abrazo.

— Nos da gusto que estés bien…

Mientras que el mercenario y el mayordomo sirven tazas de té, el resto de los chicos rodean con más confianza a su tutor,  sentándose uno que otro en las abrazaderas del sillón, otros en el suelo, Grayson es quien aprovecha y extiende su mano.

— Bruce… no te preocupes, nosotros nos haremos cargo.

Sin saber el por qué, toma la mano y la estrecha con fuerza, no entiende a que se refiere ese muchacho de mirada amigable, no entiende ese asentimiento que todos hacen en grupo.  Con una voz tranquila el jefe de la familia solo los observa y comenta.

— No, ustedes no tienen por qué preocuparse, el lazo que nos une es fuerte, siento causarles esa tristeza de no recordarlos… pero no les faltara nada.

Drake ladea su cabeza, extrañado por el comentario.

— Bruce… eso es lo de menos, nunca nos has limitado, en realidad te agradecemos todo lo que has hecho por nosotros,  lo importante  aquí es que puedes realizar tus deberes como quieres, puedes seguir, nosotros no te estorbaremos si deseas tener un nuevo comienzo, una vida.

Damián evita verlo a los ojos, está molesto, molesto de como termino en manos del Joker, molesto de como acabo todo, ese hombre que tiene en frente no es su padre. El segundo robín nota la tensión del menor al igual que Grayson que se preocupa por esa mirada fiera de su pequeño robín, lo sujetan de los hombros antes de que haga algo de lo que se arrepentirá. Pennyworth también lo nota.

— Joven Damián, no hay que presionar, lo importante aquí es que lo tenemos con nosotros.

El menor hace su característico son de fastidio.

— Tt…

Bruce lo observa con atención, no dudaba de que el menor es su hijo de sangre, es quien se parece a él de niño, ese niño en las fotos con unos padres amorosos.

— Damián…

El menor alza la mirada para encararlo.

— Ahórrate tu palabrería, me da gusto que estés con vida, pero no puedo tolerar que todos los aquí presentes se olviden de algo tan importante para ti, tanto que no lo quieran mencionar, ya sea que tienen miedo de como lo tomaras.

Los robín mayores entienden a que se refiere, no solo es a Batman a quien ha olvidado, es también a ese compañero que estuvo con él, desde antes de formar la Liga de la Justicia, desde antes de tener un Robín.

— Damián… no es necesario… aun no…

Habla Grayson tratando de calmar el arranque del menor, el cual se calla para no complicar más la cara de confusión que su padre le muestra. Comprende que es un error forzar algo que quizás ya este perdido en el olvido.

— Me retiro a mi habitación…

Tanto Luke como Stephany, habían guardado silencio saben al igual que el resto que el menor esta alterado por todo lo que ha sucedido. Bruce no sabe cómo actuar, está al tanto de que no puede ir así como así, sin reconocer a sus allegados, Alfred le explico algunas cosas, pero existen otras que permanecen guardadas de las cuales teme preguntar. Los tres Robín mayores ven marchar a Damián, todo permanece en un silencio incomodo.

— Es mejor que nos retiremos… Vamos Dick…

Grayson se sorprende de que Todd lo llame, pero ante el comportamiento de Damián lo correcto era que Bruce permanezca más a lado del niño. Al igual Cassandra y Stephany junto con el nuevo integrante se despiden.

— Sí, es mejor que nos marchemos antes de que se nos haga más tarde.

Alfred solo observa todo con atención, con aparente tranquilidad, alza la ceja izquierda ocultando toda reacción por lo que escucha de los jóvenes Wayne. Timothy se talla la nuca con incomodidad para finalmente decir:

— Sí, yo también me retiro, debo prepararme para el examen de la Universidad.

Bruce asiente, la tensión en todos es latente, no sabe qué decir, se sentía en confianza, pero ahora tiene varias preguntas que no desea realizar, se pone de pie para despedirlos.

— Gracias por venir… creo que llamare a Julie para que venga por mí…

Los muchachos voltean al escuchar el nombre de Julie, todos saben de la relación que Bruce tuvo en el pasado  con la señorita Madison, en los tiempos que eran estudiantes. Saben que ella lo ha ayudado para que se adapte de nuevo a la vida en Gotham, pero ante todo están enterados de que Bruce no duerme en la mansión Wayne sino en el departamento de dicha mujer.

— Julie Madison

Repite Dick que indignado se pregunta así mismo si Superman está enterado de la relación que tiene el actual Bruce con dicha mujer, recuerda claramente esos días cuando ambos súper héroes regresaban de sus misiones aprovechando toda oportunidad cuando se encontraban según ellos solos, para dar rienda suelta a esa atracción. El sol y la luna, el día y la noche.  

Wayne asiente y antes de que llame a su compañera, el mayordomo le arrebata el celular, sorprendiendo a Jasón que conoce claramente cuando Pennyworth está molesto por algo. El resto de los muchachos estaban por huir pero la fina y clara voz inglesa los reprende.

— ¿A dónde pretenden ir? Todos ustedes viven en esta casa, ninguno va salir hacer nada, al menos de que vayan a su habitación….

Era algo que ni Luke le podía discutir, puesto que después de lo del Joker, la señorita Pennyworth, hija de Alfred le aclaro que viviría por un tiempo en la mansión mientras todo se restablecía con sus padres. Stephany es quien reclama con algo de vergüenza.

— Pero Alfred…

Alfred con su sutiliza les subraya.

— A sus habitaciones, nada de salir… Y saben a lo que me refiero…

Todd sonríe toma a Dick de la mano.

— Bueno nosotros no residimos en la mansión, por lo menos tengo el departamento…

Stephany y Cassandra notan la mirada de nostalgia del primer petirrojo, comprenden que el mercenario lo hace sin querer, pero los recuerdos de la relación que tuvieron dañan a Dick, lo toman de la mano quitándoselo a Jasón.

— Sí, pero Grayson ya no vive contigo… así que él dormirá en la mansión con nosotros.

Bruce no entendía la reacción de los muchachos, con algo de pena le solicita a su mayordomo que le devuelva el Smartphone para llamar.

— Me gustaría no incomodar… es mejor que los chicos estén aquí tranquilos sin mi presencia.

Los muchachos lo escuchan.

— Bruce esta es tu casa…

— Eres el dueño de esta mansión…

— Viejo en verdad das miedo con tanta amabilidad y consideración…

Alfred con su mirada imperturbable responde.

— Señor Wayne no molestara a la señorita Madison, suficiente es que habite en su departamento… por el momento se quedara en la mansión y eso va para ustedes dos muchachos.

Mira tanto a Jasón y Dick, ambos no discuten ante eso al igual que Bruce que observa como Alfred se lleva su móvil lejos de él.

*

*

*

Había pasado días, semanas y hasta un mes, Clark ya había perdido la cuenta, opto por no escuchar la conversación de los chicos con Bruce, no deseaba escuchar más de la cuenta. No quería, sería triste si deseaba hablar de la situación sentimental que tenía con la señorita Madison así que opto en no escuchar nada de esa conversación, pensó que el dueño de la casa se marcharía de nuevo al departamento donde residía actualmente, por un momento suspiro nostálgico, está feliz de que Bruce este con vida, feliz de que ese hermoso corazón latiera con la misma intensidad, feliz de escuchar su varonil voz aunque ahora sonaba un poco suave, tranquila. “Tal vez ese es su verdadero tono de voz” se decía, realmente se tranquilizaba que no saliera a patrullar, de que no fuera Batman, pero solo se engañaba, extrañaba tantas cosas de su antiguo amor.

— Bruce…

Vestido como Superman entro a la habitación del Wayne mayor, en los últimos días realizaba dicha acción, solo para dormitar en la cama y cubrirse de ese aroma de su ex compañero, llegaba a un punto en que quedaba profundamente dormido, con la confianza de que Pennyworth no lo molestaría, al contrario, el mayordomo cerraba las cortinas del ventanal para que el superhéroe descansara. Como era de esperarse, Clark aíslo el ruido, olvidándose de sí mismo, se dejo caer boca bajo para dormir en la cama de sabanas color obscuro, inhalando el aroma que tanto recuerdos le trae, anhela tanto abrazarlo y llenarlo de besos, pero debe conformarse de que está vivo y que Bruce no volverá a ser el Caballero de la Noche, el guardián de Gotham.  Cuando Superman está en confianza su sueño se torna pesado, no está en alerta, ya que es como si estuviera en su hogar, con la comodidad y la seguridad de su familia y eso pasaba a menudo cuando se quedaba a dormir con su compañero en la mansión. Lo mismo paso en ese momento, su sueño se volvió pesado y al aislar el ruido, no escucho que Alfred ordeno a todos los chicos permanecer en la mansión y que Bruce entraba a su propia habitación para descansar.

 

Y ahí estaba el más grande héroe de todos los tiempos, lo reconocía claramente, la había visto en uno de los canales que los niños miraban en la televisión que tienen en el instituto, los niños lo admiran y le dicen quien es.

— Superman…

Susurra sin saber porque el héroe está dormido en su cama, se aproxima con sigilo a observar con más detenimiento, ese rostro apacible que se encuentra ahora boca arriba, sosteniendo una almohada en su regazo como si abrazara a una persona en especial. Lo mira con detenimiento, algo dentro de él logra no asustarse al tener el alienígena en su habitación, en verdad la televisión no muestra las verdaderas facciones del héroe, los músculos, lo alto que es. Inconscientemente la mano de Bruce se dirige hacia el rostro del durmiente, acariciando sutilmente esos labios que le son familiares. Clark poco a poco despierta toma con delicadeza la pálida mano, adormilado la dirige a sus labios y la besa.

— Bruce…

Wayne no se asusta, observa con atención aquella muestra íntima del héroe hacia su persona, su corazón se acelera de la emoción al ver esos ojos azules como el cielo que lo contemplan como si fuera su mundo entero. 

— No sabes cuánto te extraño…

Bruce no entiende el porque sus ojos se llenan de lagrimas, lo que si comienza a sentir es miedo, y no es al héroe de metrópolis, tiene miedo de sí mismo.

*

*

*

Notas finales:

****** Hola a todos y todas, me da mucho gusto que aun sigan leyendo este fic. *******


Sé que prometí actualizar todos mis fics, espero hacerlo antes del lunes, sinceramente


Me veré nuevamente ocupada, sin poder actualizar como es debido.


Les agradezco de corazón su apoyo, sus comentarios,


 Pero ante todo les agradezco el tiempo que le dan.


Les mando muchos besos, saludos y abrazos estilo Superman.


Si quieres dejar un comentario al autor debes login (registrase).