Login
Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español

es complicado, y si, sigue siendo amor. por Kagami Dennise

[Reviews - 13]   LISTA DE CAPITULOS
- Tamaño del texto +

Notas del capitulo:

he desidido subir este fic en domingo para poder tener más tiempo para subir los otros y poner a todos al corriente y en el mismo tiempor 

¡las vacaciones!

tambien me acabo de enterar que el año escolar en Japon empieza en abril y termina en abril, lo que hiso que todo se pusiera de cabeza, vivo en Mexico y pense que seria igual en Japon pero al parecer no, por eso seguire la historia como hasta ahora pero cuando termine el primer año lo hare como se hace en Japon (osea terminara en abril) ya saben para entrar en ambiente, asi que por favor no se confundan

A decir verdad no s el sentido de la vida, no s por qu estoy aqu, por qu existo, por qu me enamoro de las personas tan fcilmente y mucho menos por qu soy siempre yo ---solo yo—soy el que sale herido, pero lo que nunca sabr es como puedo seguir amando. He llegado a odiar al amor hasta el punto de querer matarlo ---pero no he encontrado la forma de hacerlo---, pero al segundo despus estoy enamorado de cualquiera, de alguien que probablemente me odie o no me conozca, o mil y una cosas ms.

Lo nico que quiero es un amor que me dure ms de unos horas, que cuando ame no salga tan lastimado como ahora, solo quiero eso, no me importa si es hombre o mujer, extraterrestre o lo que sea, solo quiero alguien que en verdad me ame y no me abandone despus del sexo.

-Himuro-kun-al or su voz me voltee, embelesado -tienes algo que hacer ms tarde?-su voz era tan dulce y hermosa.

-no, Por qu?

-iremos al karaoke hoy, vienes?

-claro.

-invita a alguien ms, as siempre es ms divertido.

-claro, Sempai.

En ese momento yo estaba enamorado. Crea que era una persona nica, especial, maravillosa, de esas que no quieres dejar ir nunca, por esa persona haba aprendido a cocinar postres, algo que no me llamaba la atencin en lo ms minimo. Una chica que se me haba declarado la semana pasada ---a la cual haba rechazado--- se entero y me dijo que ella ira, a mi no me importo no era una mala persona, o al menos no lo pareca, aunque a decir verdad era una persona egosta, y astuta, no desagradaba pero no iba a ser algo ms de ella.

Despus de clases, estuve junto a Iseki-sempai y Otani ---mi “invitada”--- y cuando todo trmino, Sempai y yo nos separamos de los dems, estaba decidido a declararme y eleg el momento en el que nuestros caminos se separaron para declararme.

-I-Iseki-sempai-mi voz sonaba muy tensa, mis mejillas estaban sonrojadas y los nervios en mi eran casi palpables, las personas iban y venan y solo lo dije-…me gustas!

A pesar de todo el ruido que haba, poda sentir su silencio, haba cerrado los ojos y solo los abr para mirarlo, estaba sonriendo.

-valla, no pens que fueras homo-lo mire y no pude dejar de hacerlo-, pero lo siento, te interpones en mi camino.

-eh?

-a decir verdad Otani me gusta, y tu estas en mi camino…-sent sus manos en mi pecho, todo mi cuerpo se senta ligero y vi como las personas disminuan, vi las luces de una auto, y la sonrisa de sempai-desaparece-su sonrisa se transformo en una cara de miedo, extendi su mano y grito mi nombre.

Demasiado tarde.

“De nuevo” –pens- “una vez ms el amor me va a lastimar, me pregunto qu doler ms, sobrevivir?”-durante unos segundos sent mi cuerpo ser aplastado-“lo siento, Taiga. Creo por fin el amor me matara, lo siento”


Al despertar me encontraba en un hospital, mi cuerpo entero dola, cuando intente moverme todo el dolor en mi cuerpo me lo impidi.

-parece que despertaste-al oir su voz se me quede helado, a un lado estaba Iseki-sempai, la persona que me haba intentado matar.

-Qu haces-

-estoy aqu porque no han contactado a ningn familiar, no me dejan ir, dame tu telfono llamare a alguien-me quede esttico por unos minutos, hasta que me dio mi mvil, lo encend y quite la contrasea.

Pude ver el relejo de mi rostro en la pantalla: la cabeza vendada, rasguos y, para terminar, los ojos inyectados de sangre, seal clara de que haba llorado, haba llorado estando dormido ---no perd tiempo, y mi cuerpo aprovecho para llorar---. Busque el numero de Taiga y le di le mvil.

-dije familiar-me devolvi el mvil y yo hice lo mismo.

-mi madre est en America, y el es el nico con dinero, marca-mi voz se torno fra para evitar llorar.

-y tu padre donde esta?

-me gustara saberlo tambin.

Se alejo con el telfono y lo vi salir por la puerta, en cuanto o el sonido de la puerta cerrndose las lagrimas salieron sin control, pegue mi cara a mis piernas y grite sin soltar mi voz, me haba lastimado el cuello y esa maldita cosa que te ponen en el cuello me molestaba, me lo quite, asiendo caso nulo al dolor, y lo arroje. Mis lgrimas continuaron cayendo y yo me lastime la garganta, baje de la cama y tome el informe de lo que me haba pasado.

-cuello fracturado.
-2 costillas rotas.
-ligera contusin.

Mientras lea me di cuenta de que el cuello no me dola mucho, tome la tabla y la escond bajo mi almohada. No me vea tan mal, no quiera que Taiga se preocupara al verme, no era tan grave. Al momento que me sent una enfermera e Iseki entraron, ambos me miraron y yo sonre, el bastardo me lanzo el telfono y sali de la habitacin, la enfermera ---de unos 25 aos--- se acerco.

-no debera de quitarse el collarn cervical, Himuro-kun.

-lo siento…-sonre amablemente, agradeciendo que las mujeres me consideraran atractivo-pero, podras dejar que no lo use por unas horas, alguien vendr a verme y no quiero que se preocupe.

-alguien?-pregunto con voz apagada y triste.

-s, mi hermano menor.

Despus de un poco de platica la mujer se marcho y minutos despus apareci Taiga, agitado y con la cara de preocupacin, como aquel da. Hablamos e hicimos un drama, volvimos a hablar y luego las enfermeras lo obligaron a irse.

Cuando los doctores decidieron que podra irme, fui directo a casa de Taiga, bueno en realidad el fue a recogerme y luego me acompao a mi residencia por unas cosas. No quera estar cerca de ese manitico que haba intentado matarme, el cual viva en la misma residencia solo que unos pisos arriba. No le haba dicho a Taiga ni lo ms mnimo de lo que haba intentado hacer porque saba a la perfeccin lo que hara y no poda permitir que fuera a prisin.



-escuchen, chicos-mire a la maestra-maana necesito que presenten un platillo completamente suyo, es su proyecto y es la mitad de la calificacin, as que no intenten engaarme-la mirada de la profesora petrifico a todos, tomo sus cosas y sali, seal de que podamos hacer lo mismo.

Todos salieron, menos yo. No haba hecho nada de proyecto, record el postre que Taiga haba inventado hace unos aos. Le enve un mensaje para que me enviara la receta y una disculpa porque llegara tarde. Al cabo de segundos me llego otro mensaje con un sermn y la receta, busque los ingredientes en la despensa del club y encontr todos en porciones muy reducidas, pero perfectas.

Comenc a cocinar siguiendo la receta y al terminar mire el resultado orgulloso, haba preparado solo tres porciones, tome una y me la lleve a la boca, estaba delicioso.

-perfecto-en mi tono se poda oir mi orgullo.

-disculpa-levante la vista y vi a un gigante de cabello color morado-me darias uno?-dijo con un dedo en la boca y casi babeando.

-no, estos-antes de terminar ambos de mis postre ya se encontraban en sus manos, lo vi devorar uno y en seguida el otro-PERO QUE HACES?!-grite.

-delicioso~

-por supuesto, los hiso Taiga.

-oh, pens que tu los habas hecho.

-los hice yo, la receta la hiso l.

-oooh ya veo, arias ms para mi?

-ha? Vienes y te los comes sin mi consentimiento, y pides ms?

-bueno si, quiero ms.

-ni siquiera te conozco!

-soy Murasakibara.

-Himuro Tatsuya, mucho gu-…-no me refiero a eso!
Notas finales:

!GRACIAS POR LEEER!

nos veremos mañana probablemente suba en el fice de Aoki y/o MidoTaka


Si quieres dejar un comentario al autor debes login (registrase).