Login
Amor Yaoi
Fanfics yaoi en español

Situación inesperada por Kagami Dennise

[Reviews - 11]   LISTA DE CAPITULOS
- Tamaño del texto +

Notas del capitulo:

A pasado un tiempo desde que subi una historia pero quiero terminar por lo menos la mitad para poder publicar todas las que tengo hasta ahora, gracias por seguir leyendo mis historias. 

Siendo sincero ayudar a un sempai no me molestaba, en realidad ayudar a alguien me parece bastante bueno, sin embargo eso y ESTO es distinto para mi. Despus de todo vestirse de mujer para ayudar a tu sempai a conseguir el nmero de una chica no es ni de cerca algo normal, pero es lo que estoy haciendo as que no tengo de otra.

Lo que me molesta es la mirada de las personas, de los hombres para ser exacto, porque si, soy modelo y por lo tanto soy atractivo y como mujer ms pero odio que me miren as, de una forma tan vulgar, mis compaeros dicen que debera sentirme afortunado o agradecido porque siendo hombre me veo bien de mujer pero eso no es cierto, No me hace sentir nada bien!

-Ryou chan-la voz cantarina de la chica de al lado me trae de vuelta al mundo real-dime crees que debera darle una oportunidad a Yukio kun? Ignorando el hecho de que son primos claro.

-Bueno, l es un gran chico, pero es un poco tmido, aun as creo que deberas darle una oportunidad, l es serio en este tipo de cosas.

-Si? Para ser sincera lo he visto unas veces en la universidad y eso, as que s que es un buen chico, pero…No es un poco grun?-al escuchar su comentario no puedo evitar esforzarme por no escupir mi trago.

-Claro que no! Solo que no puede expresarse bien, es todo-una pequea mentirita no podia ser mala cierto?

-Tiene sentido… Vamos, presntamelo-agradezco que la chica sea un poco inteligente, Cmo las personas soportan este tipo de lugares!?

-Vamos, vamos!

La llevo a la mesa con sempai y los dems al cabo de un momento sus amigas nos siguen y por fin me siento libre, quieres ir a un lugar ms tranquilo y no puedo evitar por salir de esta maldita disco, nunca haba entrado a una antes y no pienso volver a hacerlo, el olor de sudor es increblemente fuerte, hace un calor de infierno y todos parecen en poca de apareamiento.

-Ryou chan rpido!

-Estoy detrs de ustedes!-una vez la ultima silaba sale de mi boca siento como un brazo envuelve mi cintura y unos carnosos labios se colocan en mi odo.

-Ryou chan eh? Lindo nombre preciosa-al principio pens en sacarle el aire de un puetazo pero ahora me congelo al instante, s quin es la persona tras de m y no quiero voltear y encararlo.

-O Kise! Por qu demonios tardas…tanto?-veo a sempai entrar y siento como he perdido todo color y razn de vivir-Aomine?

-Cmo que Kise?!-al escuchar su pregunta me volteo para taparle la boca y que no pueda decir nada ms, le suplico con la mirada que no diga nada y veo como su cara cambia de enojo a curiosidad y no s qu es peor.

-Por favor deja de gritar-le digo en un susurro que se pierde en el estruendoso sonido del local, lentamente bajo las manos y dejo libre su boca, me mira un instante y despus ve a Kasamatsu Sempai.

-Me quedare con ella un poco ms, tu vete-le dice casi como orden y siento el instinto asesino tras de m, volteo a encararlo y le suplico que se marche, l me miro y suspira, se despide con la mano y le lanza una severa mirada a Aomine cchi-Dime Ryou chan Por qu estas vestida as?-me sonrojo solo de pensar la burla que sufrir por todos los dems, le apunto la barra con el dedo y l se dirige a ella conmigo tras l.

Le explico cmo llegamos a esto, del amor de mi sempai y de cmo todos me convencieron de disfrazarme para acercarme a ella y as explicarle la situacin, me pide una explicacin sobre mi apariencia y le contesto que mis hermanas y algunos colegas del trabajo me ayudar, me mira detenidamente, de arriba abajo y mis mejillas se encienden porque s que debe de estar pensando algo indecente.

-Deberas quedarte as, seguro que eres el tipo de todos-mis mejillas se encienden aun ms y una sonrisa sensual sale a brillar en su mirada-una rubia bonita, fcil de sonrojar con una figura divina, si fueras mujer te quitara la ropa antes de saber si quiera tu edad.

-Cllate!... A dems Cmo entraste? Aun no tenemos edad para estar aqu…

-De la misma forma que tu-me muestra una identificacin falsa, pero muy realista se la quito de las manos y la veo detenidamente saco el carne de mi hermana, mi forma de entrar y las comparo.

-Casi idntica.

-S, hay algunos errores pero no son tan visible.

-Aun as es peligroso, Qu hars si te encuentran?

-Por qu crees que corremos todos los das?

-Para el basquet!-escucho como estalla en risas y lo veo pedir dos cervezas, estoy a punto de negarme cuando me ve con aires de grandeza, ni aunque Kuroko y Kagami lo venzan mil veces ms podr deshacerse de esa mirada.

-No es para ti-me seala con la barbilla una chica de grandes pechos y cabello corto, claramente mayor-Volver en seguida, te llevo a casa, solo esprame.

Antes de que pudiera negarme se marcha llega con la chica como si la conociera y tal vez esa asi, los veo charlar y tomar largos sorbos despus desaparecen en la pista de baile y yo me quedo en mi lugar, aburrido.

Miro a la mujer tras la barra que me mira con un poco de burla, toma una cerveza y me la ofrece con una sonrisa, me disculpo con la mano y le devuelvo la sonrisa, se encoge de hombros y va a atender a unos chicos que la llaman del otro extremo. Me quedo en mi banco pensando en disculparme con Aomine cchi y marcharme sin l, cuando me levanto un brazo rodea mi cuello y sonro.

-No tardaste tanto…-digo con burla, “-tal vez lo rechazo-“ sin embargo al voltearme no veo a mi compaero sino a un chico completamente desconocido mirndome con una sonrisa estpida.

-Acaso nos conocemos?-me pregunta con irona, le sonri y niego con la cabeza, que estpido.

-Lo siento, te confund-veo como su seo cambia un poco y mira a los lados.

-Estas con alguien?-me pregunta con un poco de temor, rio un poco por el miedo del chico.

-Con un amigo, pero fue con una chica a bailar-miro a la gran cantidad de personas bailando, tan apretados que no logro comprender como se mueven.

-No saldr en un buen rato incluso si quisiera-me dice mirando en la misma direccin que yo-Quieres un trago?-me muestra un vaso de whisky con un liquido rosa con hielos.

-Invitas t?-l sonre y asiente, tomo el vaso y me lo llevo a la boca, cuando el liquido toca mis labios no puedo evitar empinrmelo Es delicioso! Para ser sincero nunca he tomado alcohol antes pero no siento que ese trago tuviera ni el ms mnimo de alcohol. Me saboreo los labios mientras en sentimiento abrazador me inunda desde dentro-Quiero otro…-pienso en voz alta, el chico me escucha y le pide a la bartender otro trago, no logro escucha el nombre y solo veo como la chica me mira con preocupacin.

Le sonri con confianza y la veo preparar el trago, le pone una infinidad de cosas y al termina me lo pone en frente, me mira con preocupacin pero me regala una sonrisa, me dice que lo beba despacio y le lanza una mirada de advertencia al chico a mi lado, la veo dirigirse a los chicos que acaban de llegar. Intento hacerlo ms despacio esta vez, pero no lo logro y termino tomndolo todo de un solo trago, antes de que pueda decir algo ms el chico le pide otro al otro barteneder que ni si quiera me mira, coloca frente a mi tres tragos tomo uno y paso al siguiente hasta que se terminan, siento un extrao calor en el cuerpo y no soy capaz de articular ni una palabra.

-Debes de sentirte un poco mal, Cierto?-me pregunta el tipo mientras me toma de la cintura y me obliga a levantarme, asiento despacio, no se si pueda caminar-Ven, te llevo al bao-no soy capaz de negarme, pero siento que no debo ir, recuerdo que me aconsejaron no entrar al bao de la primera planta, pero no recuerdo la razn. La msica parece ms fuerte y rpido pero aun as yo siento que todo avanza a una velocidad muy lenta, me siento mareada y el calor en mi cuerpo no disminuye, un escalofri recorre mi cuerpo y un brazo ms toma mi cintura, volteo a ver de quien se trata, pero tampoco se quien es, mi vista se vuelve borrosa y mi mente se pone en blanco cuando lo recuerdo y reacciono.

-No entres al bao de la primera planta-me dice una voz en mi mente-Ese lugar solo sirve para que tener sexo, ve arriba.

Retrocedo sin ganas de avanzar e intento negarme a seguir avanzando, mi cuerpo arde y puedo sentir mi sangre bullendo en mi cuerpo, los chicos me miran con una sonrisa y me jalan ms fuerte hacindome dar un paso, sus manos se colocan en mi trasero y un gemido sale de mi boca, mi respiracin se acelera y el nuevo chico me habla al odo.

-Solo hay una forma de hacer que lo que sientas desaparezca, nosotros te ayudaremos-niego con fuerza, mi mente est en blanco y no s qu hacer, ambos me obligan a avanzar y no puedo negarme, el bao esta justo enfrente y puedo escuchar los obscenos sonidos salir de ambas puertas.

Un tercer brazo toma mi cintura, pero esta vez apartndome del agarre de esos chicos, quienes me sujetaron ms fuerte y me provocaron dolor, gimo ante el dolor, giro un poco la cabeza y veo la cara de Aomine cchi, me mira preocupado y me pregunta si estoy bien pero no puedo costarle y lo nico que sale de mi es una risa que nunca he escuchado, mira a los tipos con rabia y me deja caer al suelo, antes de que mi trasero se estrelle contra el suelo duro y frio veo como mi amigo golpea a uno de los chicos, pero estoy demasiado mareado para saber quien, lo veo golpear al otro y ambos estn en el suelo.

-Si no quieres que termine drogada ponle un poco de seguridad a la chica-le reclama uno de ellos, veo como patea su cara y se dirige hacia m, me toma bruscamente del brazo y me obliga a caminar a la puerta trasera, su agarre duele ms de lo que piensa, pero muerdo mi labio para no soltar ningn sonido, cuando llegamos a la puerta veo una motocicleta estacionada, me suelta y caigo de rodillas al instante, la sangre comienza a brotar y siento como el calor se intensificaba aunque s que el clica es demasiado frio.

-Te llevare a casa-me dice con enojo, pero niego al instante, mis hermanas estn ah y no quiero que me vean as-Entonces a donde?

Miro el suelo, no quiero ir a casa, pero no tengo donde ms ir, siento mi entrepierna palpitar bajo mi pantaln y como pareciera que he alcanzado una temperatura demasiado alta, me siento mareado y volteo a ver a mi amigo que me ve con preocupacin.

-Te llevare a mi casa, pero antes dime Qu bebiste?-sacudo la cabeza una vez ms mientras intento hacer que mi voz salga-Era un liquido rosa?-asiento y veo como da una patada a una botella estrellndola contra la pared-Un afrodisiaco Kise?! Es en serio?!-me pregunta con ira y lo nico que puedo hacer es rerme ni quiera s qu demonios es eso.

Me toma una vez ms del brazo y me sube a la moto, el sube tras de m y su cuerpo pegado al mo me hace sentir bien, me restriego un poco contra l y lo escucho soltar un gruido.

-Deja de moverte-por su voz se que esta excitado, y sonri con malicia, no se por qu me muevo as ni por qu estoy pensando en lo que estoy pensando, pero no puedo evitarlo. La moto arranca y obligo a Aomine cchi a pegarse ms a mi, el obedece casi al instante, cuando llegamos a su casa sus labios se pegan a mi odo una vez ms- Tienes una suerte del demonio Kise, no hay nadie en casa-su brazo toma mi cintura y siento como sus labios se colocan en mi cuello, unos gemidos se me escapan y baja de la moto, lo sigo hasta su casa y al entrar me toma de la mano y me obliga a subir las interminables escaleras, se detiene frente a una puerta y la abre, arrojndome dentro, caigo sobre su colchn y lo veo cerrar la puerta y quitarse la playera empapada de sudor.

-Te ayudare a bajar el efecto-me dice mientras avanza-pero antes…-toma mi cintura y me da la vuelta, dejndome boca bajo, siento como el cierre de mi blusa baja lentamente y como me arranca la peluca con un poco de fuerza, me quita el sujetar y con l las boobs falsas caen al suelo, se levanta del suelo y yo no tengo ni fuerzas para voltearme, escucho sus pasos regresando y sus manos una vez ms toman mi cintura me voltea y me arroja encima un gran bote de agua fra, quitndome el maquillaje, siento como la mente se me despeja y estoy a punto de gritarle cuando me besa.

-Sin duda eres mejor al natural…

Sus manos recorrer mi torso desnudo y se colocan en mi trasero, nuestro beso es salvaje, nunca alguien me ha besado as ni siquiera las chicas ms posesivas, nuestras lenguas se enredan y puedo sentir el inconfundible sabor de la cerveza y me pregunto si mis labios sabrn tambin a aquel liquido rosado, cuando por fin nos separamos un hilo de saliva nos une, lo veo lamerse los labios y mis mejillas se sonrojaron al instante.

-Eres aun ms ardiente de lo que pens-me regala una sonrisa y una vez ms me besa, esta vez con ms calma, baja por mi barbilla hasta mi cuello y siento como me besa formando un collar con sus besos, continua bajando mordiendo, besando y lamiendo diferentes partes, siento como la temperatura sube aun ms cuando por fin llega al borde de mi pantaln, veo como baja el cierre con los dientes y con ayuda de sus manos lo baja lentamente.

-Alto!-lo aparto tan rpido como puedo y puedo sentir como estoy sonrojado hasta las orejas, l me mira con curiosidad y veo como sus ojos brillan con malicia.

-No me digas que…-aun si lo sabe no quiero que me vea-Esto ser genial-se acerca lentamente, en cuatro justo como una pantera esperando el momento de atacar y como tal se lanza sobre mi, abre mis piernas con su rodilla y toma mis muecas con una sola de sus manos-Veamos que tienes para m-baja mi pantaln mientras me resisto, pero no sirve de mucho cuando siento mis piernas desprotegidas, silba asombrado-linda ropa interior, justo mi color favorita-suelta mis manos y yo me cubro la cara mientras el toca la ropa de encaje del mismo color que sus ojos y su cabello-Acaso venias preparado?-me pregunta con burla, me levanto con el rostro sonrojado.

-Cllate de una vez!-le ordeno, aunque suena ms como un peticin, me mira y me besa, no puedo evitar corresponderle, esta vez es ms lento, muerde mis labios con cuidado, tomando todo el tiempo del mundo. Tomo su cuello entre mis brazos y l me sujeta en sus brazos, subimos lentamente a la cama y cuando me deposita ah se quita el pantaln junto con los bxers, al ver su miembro me asusto.

-No creo que eso entre en ninguna parte de mi cuerpo-le sealo asustado, el me quita la ropa de encaje y separa mis piernas con autoridad.

-Seguro que si-lo veo lamerse los labios y veo como comienza a masturbarse con fuerza-Nunca lo he hecho con un chico, as que no se cmo termine-al ver que se acerca peligrosamente a mi trasero s que morir.

-Alto!... antes tengo que hacer algo ms…-digo con vergenza, l me mira sin comprender y me levanto lentamente-acustate, no se cuando vaya a tardar-no puedo evitar agradecer a Takao cchi por quejarse del bestia de Midorima cchi.

Lo veo recostarse y yo me siento sobre l, sin tocar su cuerpo, meto dos de mis dedos en mi boca y los lamo con cuidado, mi rostro arde con ms fuerza al sentir la mirada de mi compaero sobre m, coloco uno de los dedos en mi entrada y lo meto despacio, los gemidos escapan casi al instante, se siente tan bien que por un momento olvido todo, sin pensarlo meto el siguiente y el dolor aumente, los muevo despacio en mi interior y cuando el dolor ha cesado y estoy a punto de meter el ultimo digito Aomine toma mis brazos apartndome de mi entrada, no s en qu momento se ha sentado, pero ya lo ha hecho.

-Espera!-le pido al notar sus intensiones, sujeta mis caderas con fuerza.

-Lo siento, no puedo esperar ms-y sin ms y de una estocada su enorme miembro entra en mi, uno de mis gemidos no logra escapar y termino con la boca abierta sin un sonido, mi espalda se arquea, las lagrimas se acumulan en mis ojos y mi corazn comienza a bombear de nuevo. Sin esperar ni un segundo Aomine cchi se mueve con velocidad y fuerza, enterrando sus manos en mis muslos, atacando un solo punto en mi, mis gemidos logran salir y con ellos las lagrimas comienzan a rodar.

El dolor es insoportable, pero mi cuerpo no me deja alejarme, Aomine cchi comienza a gruir y muerde mi cuello que aun esta estirado e indefenso, las estocadas no se detienes y siento un nudo en la garganta que no me deja pedirle que se detenga, de un momento a otro se detiene.

-Kise?-me pregunta con preocupacin, sus manos se alejan de mis muslos y se dirigen a mi cuello, me obliga a mirarlo-Lo siento!-grita al ver mis lagrimas-Que bestia, disculpa-me abraza con cuidado y no entiendo su comportamiento, nunca lo haba visto comportarse as, sale de mi cuerpo y me acuesta en la cama, mis lagrimas no se detienen, el dolor a opacado el placer por completo, el abraza mi cuerpo y yo hago lo mismo con l-Disclpame-me pide mientras acaricia mi cabello, recargo mi cabeza en su pecho y dejo que me mime.

-Estoy bien…-digo entre hipidos, por fin he recuperado mi voz y puedo mover mi cuerpo, la excitacin se ha ido al igual que la temperatura.

-Lo siento, no pens que fuera a dolerte tanto-siento como mi entrada arde y se que no lo disfrute en absoluto-la prxima vez hare que lo disfrutes por completo-me rio al escucharlo.

-Cmo que la prxima vez?-no puedo mirarlo a la cara, pero s que esta sonrojado, su corazn est ms que acelerado.

-Bueno… no puedo dejar esto as…-me apego ms a su cuerpo y l hace lo mismo.

Lentamente comienzo a dormirme al igual que l y no s cmo se supone que podre mirarlo a la cara la maana siguiente, no termino aun de comprender como es posible que terminramos as, ni como no me di cuenta antes de mis sentimientos por l, de que en realidad no solo lo admiraba…

-Me gustas…-susurro en el silencio de la noche, por los latidos de su corazn se que est dormido y lo agradezco, porque no s si quiero aun una respuesta…
Notas finales:

Sé que los personajes no actuaron como actuan con normalidad pero aun soy un poco nueva y no logro captar la esencia de los personajes aun, lo siento...


¡Gracias por leer!


Si quieres dejar un comentario al autor debes login (registrase).